miércoles, 1 de febrero de 2012

Tensiones durante Australia Day

La cosa estuvo por demás movida durante el último Australia Day.

Una crónica de los hechos tiene que comenzar cuarenta años atrás con la creación de un campamento de protesta de los aborígenes en Camberra que pretende ser una suerte de embajada de la nación aborigen en Australia. Entre otras cosas reclaman el control del territorio del norte, derechos de minería, compensaciones económicas, etc.

Volviendo a 2012, el líder de la oposición declaró con motivo de un nuevo Australia Day (que algunos aborígenes llaman Invasion Day) sobre el campamento aborigen:

Mr Abbott said he understood why the tent embassy was set up "all those years ago". 
"I think a lot has changed for the better since then," he told reporters. 
"I think the indigenous people of Australia can be very proud of the respect in which they are held by every Australian. 
"I think a lot has changed since then, and I think it probably is time to move on from that." 

En resumen diciendo que el país había cambiado y que la embajada correspondía a una situación de 40 años atrás y que había que moverse adelante. Para que, se metió en camisa de 11 varas, las protestas de los aborígenes no se hicieron esperar ni un minuto ya que le empezaron a decir de todo, lo más suave, "racista". Que no es de extrañar ya que es lo que siempre se saca a ventilar cuando uno tiene el desatino de decir algo en contra de los aborígenes en este país.

Luego, desde el circulo cercano a la primer ministro se filtró la noticia de la ubicación del Abbott en Camberra que coincidía con la Primer Ministro en una ceremonia por el Día de Australia, allá fueron los aborígenes indignados y esto es lo que pasó.

 


Luego de este desagradable episodio, rodó la cabeza del asesor de la primer ministro que filtró el dato, pero varias dudas todavía quedan por despejarse. Sobre todo cuando sabia ella de la filtración de la información y teniendo en cuenta que su popularidad está en picada, tal vez se buscó poner en un aprieto al líder de la oposición pero las cosas se fueron de las manos.

Hoy el gobierno quiere barrer debajo de la alfombra y la oposición demanda una investigación, mi apuesta es que la alfombra va a tapar todo en este caso y los Liberales que se conformen con el asesor que echaron.

Luego por si esto fuera poco, los aborígenes prendieron fuego y escupieron la bandera de Australia frente al que lo quisiera ver. Esto me pareció aberrante y nada se hizo para detenerlos. Si lo llego a hacer yo me muelen a palos, pero como fueron los aborígenes solo se esbozo alguna tímida protesta.

¿Qué más prueba se necesita de que los tiempos son otros y que las cosas no son como eran hace 40 años?  ¿Que hubiese pasado con los que quemaron la bandera 40 años atrás? ¿Tiene razón o no Abbott?

Yo opino que tiene razón, lo que se les da a los aborígenes es un montón y estoy seguro que cada vez se les va a dar más y más, y entre las cosas que ya tienen, es una total y absoluta impunidad frente a delitos que no serian tolerados bajo ninguna circunstancia si fueran realizados por otros grupos de esta sociedad.

Tampoco dejo de reconocer el trato terrible que se les dio años atrás y considero muchos de los beneficios que reciben correctos, pero seamos honestos si no hubiesen sido los Ingleses, hubiese sido cualquier otro. Sin ir más lejos durante la Segunda Guerra esto hubiese sido Japón en un abrir y cerrar de ojos y creo que de ultima, no es el peor escenario histórico el que les ha tocado.  Creo que la Australia moderna está haciendo un gran esfuerzo por comenzar lo incompensable, pero lamentablemente el otro lado no acusa recibo y esta situación no va a cambiar nunca jamás.

No hay comentarios: